jueves, 20 de septiembre de 2012

Hacia una nueva estrategia europea global


Tan sólo hace unos días, once ministros de asuntos exteriores europeos presentaran, en el marco del Grupo de Reflexión sobre el Futuro de Europa, el documento de Varsovia en el que se volvían a proponer unas reflexiones sobre el papel de la Unión Europea en el mundo.

Hoy, el Real Instituto Elcano anuncia en su página web que es uno de los think tanks elegidos por la Alta Representante de la Unión Europea para liderar un proceso del que puede salir una Estrategia Europea Global. En el enlace se presenta un proceso participativo e inclusivo, de cuyos progresos se dará cuenta en el enlace que ofrece Elcano.

En el documento de Varsovia se señala por enésima vez la necesidad de mejorar la coherencia de la acción exterior, un anhelo que se viene planteando desde decenios y que parece imposible de satisfacer. Los ministros, entre los que se incluye el español, piden un reforzamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior, por ejemplo resolviendo uno de los grandes defectos de nacimiento de este Servicio, como es el que áreas como la política de vecindad no se hubiesen incluido en su ámbito de actuación y otras, como la cooperación para el desarrollo, sólo se hubiesen integrado parcialmente. Insisten los ministros en que la Unión Europea debe unirse más en su actuación en organizaciones internacionales, un aspecto sobre el que el año pasado se planteó una disputa importante que hizo necesario un acuerdo que no ha logrado calmar del todo los ánimos.

En relación con la Política Común de Seguridad y Defensa los Ministros aciertan cuando indican que hay que ir más allá del pooling and sharing. Evidentemente, lo que se ha convertido en un mantra en la Unión, no puede ser más que un mecanismo para mejorar la eficacia en la utilización de los recursos, pero no es de ningún modo un fin en sí mismo. Se hace hincapié en la conveniencia de poner en marcha la cooperación estructurada permanente, aunque hasta ahora la voluntad política para hacerlo ha brillado por su ausencia. 
Se vuelve a insistir en la necesidad de mejorar las relaciones con los socios estratégicos. Ya el Consejo Europeo le había encargado a la Alta Representante un informe sobre como hacerlo, aunque los primeros resultados avanzados por ella misma fueron bastante decepcionantes. Después del primer informe de progreso no me consta que se haya presentado ningún otro informe.

Los once ministros piden una mejora en la definición de prioridades, aludiendo a la llamada miopía estratégica de la Unión Europea. La superación de este problema estaría más cerca si el Servicio Europeo de Acción Exterior alcanzase su velocidad de crucero. 

Como siempre, la parte más débil del documento, es aquella en que supuestamente se proponen medidas concretas que pueden acercarnos a la consecución de todos estos objetivos. En este punto los Ministros se limitan a pedir una extensión de la mayoría como sistema de adopción de decisiones (como si fuera fácil!), la representación conjunta en organizaciones internacionales y la creación de una defensa común. En relación con este último punto ni siquiera los 11 parecen estar de acuerdo en que la creación de un ejército común debe ser un objetivo. Quizás al no haber consenso en este punto se debería haber dejado fuera de la declaración.  

La nueva Estrategia Global, en cuya elaboración el think tank español Elcano tendrá un papel destacado, supondrá una superación de la Estrategia Europea de Seguridad elaborada en el 2003 por Javier Solana y cuya actualización se venía demandado desde hace algún tiempo. Sin duda se abordarán todos y cada uno de los temas planteados por los Ministros en el Documento de Varsovia. El peligro es que siendo un documento tan amplio en su alcance acabe lleno de buenas intenciones pero carente de cualquier indicación sobre cómo ponerlas en práctica. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Espero aquí tu comentario. Gracias!

Páginas vistas en total